Adiós, Albufera: el mapa que ilustra cómo afectará el aumento del nivel del mar en España

Tecnología

Adiós, Albufera: el mapa que ilustra cómo afectará el aumento del nivel del mar en España

Dentro de unas cuantas décadas, cuando peines canas y puedas subirte al bus con el carné de pensionista, quizás mires la playa en la que jugabas los veranos de tu infancia y le digas a tu nieto con aire profundo: «Cuando yo era niño todo esto era arenal». Él tal vez no te haga el más mínimo caso; pero será verdad. Si estáis paseando justo por el borde, remojándoos las pantorrillas con las olas, es probable que piséis terreno que años atrás quedaba más al resguardo de la marea.

El nivel del mar está subiendo. Y más lo hará. No tendrás que tirar de recuerdos para saberlo. Lo dicen —y con claridad, además— los estudios de organismos a priori tan solventes como el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC). Hace solo unos meses, en 2021, el profesor Robert Kopp, autor del capítulo que el último informe el organismo dedica a los océanos de la Tierra, lo explicaba con claridad. Desde 1970 el nivel global está subiendo a un ritmo acelerado. Tanto, que en el último siglo ha experimentado su mayor aumento en al menos 3.000 años.

Una línea de litoral con fecha de caducidad

«Durante la última década, el nivel medio global del mar ha aumentado a un ritmo de unos cuatro milímetros por año. Este aumento se debe a dos factores principalmente: el derretimiento del hielo en los glaciares de montaña y en los polos y la expansión del agua en el océano a medida que absorbe calor», explicaba Kopp en un artículo publicado en The Conversation el pasado verano. Solo entre 2013 y 2019, el tiempo que transcurrió entre los informes del IPCC, los expertos comprobaron señales que evidencian como la pérdida de la capa de hielo se está «acelerando».

Según los cálculos que maneja Kopp es probable que hacia mediados de este mismo siglo nos encontremos con que el nivel de los mares ha aumentado, de media, entre 15 y 30 centímetros. Lo peor es que esa deriva ya difícilmente podrá frenarse. «El cambio hasta 2050 está en gran medida fijado», alerta. Sus cálculos están en sintonía con los de otras instituciones. En febrero la NASA y otras agencias gubernamentales de EEUU, incluida la NOAA, publicaron un informe en el que concluyen que en los próximos 30 años los mares podrían subir tanto como en el último siglo.

Los expertos calculan que a lo largo de las costas de Estados Unidos el nivel del mar aumentará entre 25 y 30 centímetros. Más allá de 2050 el escenario es complejo y depende de lo que hagamos durante los próximos años, pero Kopp apunta que, si no cambiamos, mantenemos las emisiones y permitimos que las temperaturas suban entre tres y cuatro grados de cara a 2100, el planeta se enfrentará a un aumento del nivel de los mares de aproximadamente 0,7 metros. En el peor de los escenarios, con una fuerte contaminación, habla incluso de 2 metros a finales de siglo.

En España, con 8.000 kilómetros de costa, eso supondría un problema considerable. El informe sobre cambio climático presentado en 2021 por el Gobierno dibuja un escenario en el que la cota de inundación en parte de las costas del país —atlántica, cantábrica y Mar de Alborán— podría crecer un 8% para 2040. En Canarias aumentaría un 6% y entre un 2 y 3% en el resto del Mediterráneo y el Golfo de Cádiz. El estudio apunta el riesgo de daños millonarios por inundaciones en las ciudades del litoral más expuestas y cómo la subida de los mares perjudicaría también el sector turístico.

Re

Costa valenciana. Terrenos afectados por un nivel de agua de 10 metros por encima de la línea de marea alta. Climate Central plantea el escenario por la combinación de varios factores: el propio aumento del nivel del mar, las mareas y marejadas ciclónicas.

Uy

Costa del área de Barcelona y L´Hospitalet. Terrenos afectados por un nivel de agua de 5,3 metros por encima de la línea de marea alta. Climate Central plantea el escenario por la combinación de varios factores: el propio aumento del nivel del mar, las mareas y marejadas ciclónicas.

Rías Baixas

Parte de las Rías Baixas. Terrenos afectados por un nivel de agua de 10 metros por encima de la línea de marea alta. La proyección plantea la combinación de varios factores: el aumento del nivel del mar, las mareas y la marejada ciclónica.

rere

Área de Gijón y Avilés. Terrenos afectados por un nivel de agua de 5,1 metros por encima de la línea de marea alta. La proyección plantea la combinación de varios factores: el aumento del nivel del mar, las mareas y la marejada ciclónica.

Sin Titulo

Costa de Mallorca. Terrenos afectados por un nivel de agua de 10 metros por encima de la línea de marea alta. La proyección plantea la combinación de varios factores: el aumento del nivel del mar, las mareas y marejadas ciclónicas.

No hace falta imaginarse cómo cambiaría el país con la subida de los mares. Climate Central, un organismo dedicado a la investigación del cambio climático, ha elaborado mapas online en los que puedes ver en detalle cómo afectarían a nuestras ciudades diferentes escenarios de aumento del nivel del mar. Algunos se corresponden con los cálculos de los expertos a medio plazo; otros van más allá y permiten ver qué ocurriría si el nivel del mar creciese de forma exponencial.

La herramienta de Climate Central, interactiva, permite ver qué pasaría por ejemplo con incrementos de entre 0,5 y 30 metros y diferentes circunstancias, como un alza sin freno de la contaminación, un control moderado o incluso una «reducción extrema» en las emisiones de carbono.

Sus proyecciones son interesantes sobre todo para explorar cómo el aumento del nivel de los océanos puede afectar al riesgo de inundaciones y lo expuestas que están las zonas sensibles, sobre todo si al aumento de las aguas se suman fuertes marejadas y factores que lo agraven.

Climate Central también aporta pronósticos para algunas ciudades. Por ejemplo, calcula que es probable que si no controlamos los niveles de polución entre 2170 y 2200 el aumento del nivel del mar alcanzará los 2,5 metros en Barcelona. La previsión es similar para otras zonas del mediterráneo español, como L´Estartit, Valencia, Alicante, Almería o Palma de Mallorca. Si aplicásemos políticas estrictas y lográsemos bajar de forma drástica las emisiones de CO2, el escenario sería algo mejor y tardaríamos más en ver ese nivel de aumento. Lo mismo pasa en Atlántico y Cantábrico.

Las simulaciones de Climate Central muestran también las superficies urbanas que quedarían perjudicadas por la subida del nivel del mar. En el caso de Vigo, por ejemplo, revela que con un alza de solo dos metros se vería afectado ya parte de su relleno. Con una subida mayor, de cinco metros, el impacto se extendería incluso a parte del cauce del río Lagares, que atraviesa la ciudad.

U7

Terreno que podría estar bajo el nivel de inundación anual en 2150 en parte de la costa levantina.

Y8

Terreno que podría estar bajo el nivel de inundación anual en 2150 en parte de la costa catalana.

Mallorca

Parte de la costa de Mallorca que se situaría bajo el nivel de inundación anual en 2150.

El impacto sería sensible también en rías como las de Avilés, San Esteban de Pravia, Foz o Betanzos. Otros puntos en los que se sentiría con fuerza el aumento de nivel, tanto por su proximidad al mar como altitud, es el Delta del Ebro, el de Llobregat y la desembocadura del Guadalquivir.

Los archipiélagos también padecerían el efecto de forma señalada. Como ya recoge el Informe Mar Balear, el Mediterráneo occidental y en concreto las islas Baleares se consideran uno de los puntos más vulnerables al aumento del nivel del mar. Según sus datos, hay escenarios que contemplan aumentos de entre 57 y 75 centímetros a finales de siglo, lo que implicaría que las playas retrocediesen de forma considerable: entre siete y 50 metros, en función del caso.

Los mapas de Climate Central reflejan también los riesgos costeros. Por ejemplo, en el caso de Valencia muestran una amplia franja que se vería afectada con un nivel de agua de 10 metros por encima de la línea de marea alta. Es un dato elevado, pero no estaría relacionado solo con un alza del nivel del mar. El estudio plantea ese escenario con la suma de varios factores: el la variación del mar, las mareas y una marejada ciclónica. Los mapas también muestran áreas que quedarían bajo las aguas en función del paso del tiempo teniendo en cuenta las proyecciones de los expertos.

Después de todo, puede que no necesites esperar a la jubilación y tener nietos apreciar cómo la subida de los océanos desdibuja las costas que conociste cuando eras un niño.

Imágenes | Climate Central


La noticia

Adiós, Albufera: el mapa que ilustra cómo afectará el aumento del nivel del mar en España

fue publicada originalmente en

Xataka

por
Carlos Prego

.

  • Categoría de la entrada:Tecnología