El feminicidio de Blanca Arellano, un caso sin precedentes que ha puesto en agenda el tráfico de órganos

El coronel PNP Luis Ángel Santos, jefe de la División Policial de Huacho, donde ocurrió la desaparición y posterior feminicidio de la turista mexicana Blanca Arellano, nunca antes vio un caso similar.

En un informe emitido por Cuarto Poder el último domingo, el oficial se mostró impactado por este crimen machista atribuido por la Fiscalía a Juan Pablo Villafuerte Pinto, un estudiante de Medicina también sindicado por trata de personas y obtención ilícita de órganos.

“En todo el norte chico tenemos harta incidencia criminal, pero de esta naturaleza nunca. Es la primera vez que veo este tipo [de feminicidio]. [Se trataría de] una persona con alteraciones mentales porque una en su sano juicio jamás haría ello”, dijo Santos al dominical. No exageraba.

Tras múltiples diligencias, las autoridades peruanas confirmaron que el cuerpo mutilado y sin órganos encontrado en un balneario de Huacho pertenecía a la turista mexicana, reportada como desaparecida a inicios de noviembre.

Te puede interesar: Caso Blanca Arellano: Restos hallados en playa al norte de Lima pertenecen a turista mexicana

Los restos presentaban mutilaciones en las huellas dactilares, fracturas en las costillas del lado izquierdo, así como cortes “perfectos” con los que se le retiró el rostro y los órganos vitales. Según la tesis fiscal, esta acción sin precedentes buscó evitar que la víctima sea identificada.

Unas horas más tarde, los peritos también encontraron un anillo de plata. Al día siguiente, un torso sin órganos al final de un canal que desemboca en el mar y pasa frente a la Universidad Nacional José Faustino Sánchez Carrión, donde estudia Villafuerte.

Según el análisis médico, el feminicida de la mexicana “practicó en la víctima un proceso de necropsia” y la piel de su rostro fue removida por alguien con “experiencia en instrumentos quirúrgicos”.

Santos dijo a medios locales que el anillo encontrado fue una de las pruebas más importantes, pues era utilizado por la ciudadana nacida en el municipio de Atizapán de Zaragoza en el Estado de México.

Villafuerte, que publicó videos de órganos en TikTok días después de la desaparición de la turista, ha negado su participación en el crimen. Permanece bajo custodia policial mientras continúa la investigación.

Familiares confirman identificación

Karla Arellano, sobrina de la turista mexicana que desapareció en Huacho el 7 de noviembre, confirmó este miércoles que los restos hallados en el puerto de la ciudad son de su tía Blanca Arellano.

“Con nuestras corazones y vidas echas pedazos confirmamos que nuestra amada tía Blanca Arellano ha sido identificada sin vida. Les pedimos respeto y discreción a nuestra familia en estos momentos difíciles, no tenemos palabras para expresar lo que estamos viviendo”, tuiteó.

La joven resaltó virtudes de su familiar desaparecida como “amable, cálida, llena de luz, inteligente, dedicada, amorosa y así debe recordarse”. Ademas, agradeció a la Fiscalía por los trabajos en el proceso de identificación del cadáver y de lograr prisión preventiva para Villafuerte.

“¡Hoy somos tu voz tía, voz que decidieron callar y pedimos justicia! Creemos en las leyes peruanas y confiamos plenamente en las autoridades para que se logre ya que han realizado un impecable trabajo hasta ahora. Es hora de alzar la voz y pedir #JusticiaParaBlanca”, zanjó.

Una aclaración necesaria

Cesar Flower Peroné, responsable de la Organización Nacional de Donación y Trasplante (ONDT) del Ministerio de Salud, aclaró en 2014 que “toda iniciativa, publicidad u ofrecimiento de compra o venta está desligada totalmente de la donación de órganos”.

Blanca Arellano

El director ejecutivo descartó que pueda existir tráfico de órganos y trasplantes de forma artesanal, porque para realizar un trasplante de órganos se debe contar con la infraestructura y personal muy especializado.

“Extraer órganos y conservarlos para ser utilizados en trasplantes es imposible de realizar sin las condiciones adecuadas, porque para que sea viable un órgano necesita medios de preservación muy específicos, personal muy entrenado y tecnología muy especializada, por lo que reafirmo que eso es un mito”, sostuvo.

Añadió que para realizar un trasplante se necesita la histocompatibilidad, es decir, el donante y receptor deben ser compatibles, de lo contrario habrá un rechazo del órgano trasplantado.

“Si la ONDT encuentra cualquier mínima irregularidad en un proceso donde estén involucrados órganos para donación o trasplantes, da cuenta de inmediato a la Procuraduría del Minsa, para que se realicen las investigaciones correspondientes”, dijo.

SEGUIR LEYENDO

Caso Blanca Arellano: Restos hallados en playa al norte de Lima pertenecen a turista mexicana

El doloroso pedido de la sobrina de Blanca Arellano para que el crimen de la turista mexicana en Perú no quede impune

Blanca Arellano: Juan Pablo Villafuerte se declara inocente, pero luego se quiebra y admite ante el juez que mintió

La nota El feminicidio de Blanca Arellano, un caso sin precedentes que ha puesto en agenda el tráfico de órganos salió publicada en Infobae

  • Categoría de la entrada:Actualidad