Los grupos empiezan a despejarse en la Libertadores

Redacción

El uruguayo Peñarol ganó este martes ante Caracas en su visita al estadio Olímpico de la Universidad Central de Venezuela, con lo que ocupa el segundo lugar del grupo G de la Copa Libertadores, mientras el local sigue como colista de la zona tras el partido de la cuarta jornada.

Desde un primer momento, ambos equipos, necesitados de sumar puntos, intentaron llegar a las áreas del contrario para abrir el marcador, por lo que el camino al gol estaba abierto. Fue en el minuto 26, cuando un remate de cabeza de Guzmán Rodríguez, tras un saque de esquina, le dio el triunfo a Peñarol al no encontrar oposición por parte del Caracas.

Los locales rápidamente intentaron empatar con un remate del nigeriano Blessing Edet desde fuera del área que se fue a lo alto de la portería. Caracas logró marcar un gol, tras un pase en profundidad de Manuel Sulbarán, pero fue anulado por fuera de juego de Danny Pérez.

Los uruguayos empezaron a jugar con mayor tranquilidad, dándole prioridad a una defensa que sacó todos los balones que el Caracas, que no dejó de insistir en un empate, intentó hacer llegar al área.

En el segundo tiempo, Peñarol redujo sus jugadas de ataque, mientras que el Caracas mejoró el ánimo con lo que tuvo, al menos, dos oportunidades claras de gol, sin poder concretar. Los Rojos del Ávila atacaron más que los uruguayos en los siguientes 45 minutos, pero mostraron inestabilidad en sus jugadas, por lo que la oportunidad de empatar se fue desdibujando hasta el final del encuentro, en el que se quedaron con una nueva derrota.

En la siguiente fecha el Caracas, que tiene un solo punto, se enfrentará a Rosario Central (4), en Argentina, mientras que Peñarol (6) jugará como local ante el líder del grupo, Atlético Mineiro que suma 12.

Mineiro se matricula en octavos

Atlético Mineiro extendió este martes el 100% de su campaña en la fase de grupos al enlazar su cuarta victoria en igual número de salidas, esta vez a expensas de Rosario Central (0-1), resultado que le clasifica a los octavos de final con dos jornadas de antelación. Un gol de Paulinho a los 87 minutos bastó al equipo de Belo Horizonte para alcanzar 12 puntos de 12 posibles en el grupo G.

El partido de hoy se jugó sin público en las tribunas del estadio Gigante de Arroyito por una sanción de la Conmebol en reacción al ataque de hinchas a jugadores de Peñarol en el partido de la primera jornada.

Atlético Mineiro inquietó hoy a la formación argentina con la presencia del exdelantero del Zenit ruso Hulk y el exariete del Bayer Leverkusen Paulinho, que ahora tiene 5 tantos en la clasificación de goleadores, 3 menos que el líder, Júnior Santos de Botafogo. El guardameta de Rosario Central Jorge Broun neutralizó, al menos en tres oportunidades claras, los avances de la formación brasileña.

Rosario Central salió al segundo tiempo volcado al ataque. El extremo colombiano Jamilton Campaz dispuso de una gran oportunidad para marcar, pero su maniobra individual terminó con un remate que devolvió el vertical. Broun, de 37 años, volvió a cerrar el paso a los visitantes con dos intervenciones que ahogaron el grito del punta chileno Eduardo Vargas que ingresó poco antes al terreno de juego.

Cuando todo parecía abocado a la igualdad una gran jugada del extremo Alisson, que entró en el segundo tiempo, acabó en un pase raso que después de un gran toque de Vargas para Paulinho acabó en el fondo de la red.

  • Categoría de la entrada:Deportes