Ramform Titan: el barco «más ancho» del mundo tiene unas proporciones absurdas y una misión en las profundidades

Tecnología

Ramform Titan: el barco

Visto a lo lejos, en mitad del océano, el Ramform Titan más parece los restos de un buque cercenado que un barco bien cuidado y puntero en su clase. Y es lógico. Quien no esté familiarizado con su diseño bien podría pensar que es la proa de un navío partido por la mitad en pleno naufragio.

Si la foto de arriba no llega para quedarse con esa impresión, quizás ayuden sus medidas: el Ramform Titan mide 104 m de eslora y tiene una manga en su parte posterior de 70 m. La longitud del espejo, el remate de la popa, equivale por lo tanto al 67% de su largo total. Si tienes la suerte de verlo desde arriba —si no, para eso están las fotos— comprobarías que parece un triángulo.

Con semejantes proporciones se ha ganado la fama de ser “el barco más ancho del mundo”. Así se presentaba de hecho en 2021 cuando atracó en el puerto de La Luz, en Las Palmas, para preparar una campaña en aguas de Canadá, donde su peculiar silueta atrajo a lo curiosos.

“La ciudad ha disfrutado esta mañana con la entrada del imponente Ramform Titan, el buque con mayor manga (más ancho) del mundo: 70 m en su popa. La eslora es de 104 m, lo que le confiere una singular línea en ala delta”, destacaban desde la Autoridad Portuaria en un comunicado.

A la caza de datos

La gran pregunta es… ¿Por qué tiene esa forma tan poco ortodoxa?

La respuesta poco tiene que ver con el capricho de los diseñadores o un intento por romper con los parámetros convencionales en busca de una mayor eficiencia, como ocurrió en su día, allá en la Rusia de la década de 1870, con los famosos —y malhadados— “popovka” circulares.

Ramform Titan es un buque de investigación sísmica y su objetivo se localiza a metros de profundidad, en el lecho de los océanos: estudia la geología de los fondos marinos, sus fallas y también las mejores ubicaciones para perforar en busca de petróleo y gas. De ahí que tenga esa forma tan distintiva: su amplio espejo, el cierre de la parte posterior, la que parece cercenada, le confiere estabilidad y permite desplegar además el instrumental que usan los técnicos.

El Ramform Titan tiene capacidad para manejar con 24 carretes de streamer que, una vez desplegados, forman una malla de sondeo con hidrófonos. Gracias a ellos los busques sísmicos captan y miden las ondas que lanzan a modo de «sonar». La mecánica es más o menos sencilla: por ejemplo, los técnicos de la embarcación emiten aire a altas presiones y captan luego cómo regresa desde el fondo marino, apreciando diferencias que les ayudan a conocer su estructura geológica.

Pgs02166 Min

Vista posterior del Ramform Titan.

Atlas2 Min

Vista del Ramform Atlas.

Atlas Min

Vista en picado del Ramform Atlas.


El navío se encarga de operarlo Petroleum Geo-Services (PGS), que recuerda que se ha diseñado para “aprovechar al máxima nuestra tecnología GeoStreamer”. “Tres hélices de paso variable aportan 1,8 megavatios de potencia, más que suficiente para remolcar su enorme despliegue de equipos de registro multisensor. Dos botes de trabajo lanzados desde popa permiten el mantenimiento de los streamers”, precisa la empresa, que aclara que si bien la embarcación puede remolcar 24 lo más habitual es que opere únicamente con 16. En cuanto al calado, ronda los 6,4 metros.

La compañía noruega encargó el buque en Japón hace algo más de una década, en 2011, y lo recibió unos dos años más tarde, durante la primavera de 2013. Su amplio espacio interior le permite, además de acoger el equipamiento y una tripulación de hasta 80 personas —precisa Va de Barcos— comodidades como una pista para practicar deporte, gimnasio, cine y varias salas de recreo.

El buque que recaló en abril de 2021 en Las Palmas, eso sí, no es el único de su clase.

PGS cuenta con otros navíos de la misma clase, bautizada como Ramform Titan, hermanos del buque que recaló en Las Palmas en abril del año pasado: el Hyperion, lanzado en 2017; el Tethys, de 2016; Atlas, de 2014; y el propio Titan botado en 2013. Todos comparten las mismas y poco comunes dimensiones, con 104,2 metros de largo y un ancho de hasta 70 m. La firma tiene otros barcos, como el Sovereing, de clase S, de 102,2 m de eslora y una manga bastante más discreta, de 40 metros.

Aunque su silueta es asombrosa, sobre todo su popa, ¿es Ramform Titan el buque más ancho que surca los océanos en términos absolutos? No. No al menos si nos ceñinos al tamaño del espejo.

Si se tiene en cuenta solo la manga, dejando al margen su proporción —o desproporción— con respecto a la eslora, hay otros navíos bastante mayores. Buen ejemplo lo deja el Pioneering Spirit, un gigantesco buque de construcción ideado para instalar grandes tuberías o plataformas de petróleo que se ensambló en Corea del Sur y empezó a operar en alta mar en 2016.

El navío tiene nada menos que 124 metros de ancho, bastantes más que el Ramform Titan, aunque, eso sí, con una eslora que le da una apariencia mucho más convencional: 382 metros.

Su historia ya es materia para otro reportaje.

Imágenes: PGS


La noticia

Ramform Titan: el barco «más ancho» del mundo tiene unas proporciones absurdas y una misión en las profundidades

fue publicada originalmente en

Xataka

por
Carlos Prego

.

  • Categoría de la entrada:Tecnología