Tres buscadores de oro pierden la vida tras derrumbarse un pozo en Mauritania

Redacción

Tres buscadores de oro murieron hoy tras hundirse en un pozo de una mina situada en la región de Tasiast, a 300 kilómetros al noroeste de la capital mauritana, Nuakchot.

Las víctimas, de edades entre 27 y 53 años, murieron tras declararse un incendio dentro del pozo, explicó en un comunicado la Sociedad Maaden Mauritania, la empresa estatal encargada de regular la búsqueda de oro en el país magrebí. La misma fuente añadió que prender fuego dentro del pozo está prohibido por los procedimientos legales que regulan esta actividad. No obstante, algunos buscadores de oro mauritanos usan fuego en las fosas para ayudar a romper las rocas y profundizar la excavación.

Los accidentes laborales entre estos buscadores de oro son frecuentes, en general debido al hundimiento de los precarios pozos de exploración, que se derrumban cuando los mineros se encuentran en el interior.

Esta actividad ilegal generó en 2020 cerca de 130 millones de dólares, lo que significa aproximadamente una sexta parte de la producción total del país (incluida la actividad industrial reglamentada).

  • Categoría de la entrada:Deportes