Unos Knicks en estado de gracia logran su séptima victoria consecutiva

Redacción

No hay quien pare a los New York Knicks. El equipo de Tom Thibodeau selló este domingo su séptima victoria consecutiva al imponerse por 109-106 a los Indiana Pacers y se asentó en la sexta posición de la Conferencia Este, que da acceso directo a los ‘playoffs’.

Tras sumar dos victorias en tres días en el United Center de Chicago contra los Bulls, los Knicks encadenaron su tercer triunfo seguido fuera de casa al ganar en Indianapolis gracias a un contundente parcial de 11-2 en los últimos dos minutos.

Jalen Brunson lideró a los neoyorquinos con 30 puntos y un brillante seis de siete en triples, y contó con el apoyo de Julius Randle, con un doble doble de 25 puntos y catorce rebotes.

Además, RJ Barrett aportó 24 puntos y cuatro rebotes.

Los Pacers, que recuperaron al dominicano Chris Duarte tras mes y medio de baja, sucumbieron pese a la buena actuación de Buddy Hield, con 23 puntos y cinco triples, y de Aaron Nesmith, con 23 puntos (9 de 12 en tiros) y diez rebotes.

Los Knicks se colocaron sextos, con un balance de 17 victorias por 13 derrotas mientras que los Pacers son novenos (15-16), tras perder cuatro de sus últimos cinco partidos.

Fue una jornada positiva también para los Brooklyn Nets, que vencieron por 124-121 en el campo de los Detroit Pistons tras remontar 19 puntos de desventaja en el segundo período.

El equipo de Jacques Vaughn dominó el tercer período, ganado 44-25, y selló su sexta victoria consecutiva empujado por los 43 puntos de Kevin Durant y los 38 de Kyrie Irving.

En los Pistons, el croata Bojan Bogdanovic guió con 26 puntos a un grupo de seis jugadores por encima de los diez puntos. EFE

am/gcf

  • Categoría de la entrada:Deportes